2.10.2016

SMOOTHIE DE CHOCOLATE Y AVENA. DESAYUNOS SALUDABLES.

Los días que se que voy a tener un día largo, sobretodo si se que la mañana va a ser larga, me gusta prepararme un desayuno potente. Y siempre que pienso en un desayuno potente hay cereales por en medio.


Los cereales, cuanto más "crudos" o no procesados sean, mejor. Conviene que los hidratos de carbono que tomemos sean de alta calidad y de lenta absorción. Nuestro cuerpo trabaja digiriéndolos y procesándolos, y nos van liberando energía lentamente. Nos mantienen saciados y activos por más horas. Algo totalmente más saludable y recomendable que la ingestión de productos refinados como magdalenas, galletas, bollos...

Con cereales "no procesados" me refiero a copos de avena, de maíz, de trigo... Nada que ver con los cereales de desayuno industriales, el típico arroz inflado chocolateado, los copos de maíz azucarados o inflados con miel y todas estas basuras endulzadas hasta la exageración de las grandes marcas. Sabéis a cuales me refiero, ¿verdad? Y tampoco me refiero al supuesto "muesli" excesivamente azucarado que encontramos ahora en todos los supermercados y en varias modalidades: frutos secos, chocolate... Y digo "supuesto" porque eso no es muesli. El muesli es la combinación de varios tipos de cereales (avena, arroz, maiz...) sin más, como mucho combinados con frutas deshidratadas o frutos secos. En el momento se les añade azúcar, miel o cualquier endulzante, esa preparación se llama granola.


Este smoothie de chocolate es un desayuno saludable y nutritivo, de índice glucémico bajo, que proporciona energía y saciedad para largas horas. Y tiene un sabor delicioso.

SMOOTHIE DE CHOCOLATE Y AVENA
Ingredientes (para 1 smoothie):
200ml de leche vegetal (de avellanas, de almendras, de arroz, de avena...)
2 cucharadas soperas de cacao puro
2 cucharadas de sirope de agave o miel
2 cucharadas soperas de queso fresco batido
30g de copos de avena

Preparación:
La noche anterior ponemos los copos de avena en la leche y dejamos reposar en la nevera (si no podemos hacer este paso previo no pasa nada, ponemos los copos tan pronto como sea posible en remojo con la leche). Tener los copos reposando con la leche hará que el smoothie quede más suave.
Trituramos los copos de avena en la leche hasta obtener una textura homogénea y suave.
Añadimos ahora el cacao, el sirope o miel y el queso fresco batido. Batimos para que quede todo bien integrado y suave.
Espolvoreamos con unos copos de avena. Podemos espolvorear también con un poco de cacao en polvo o chocolate rallado.
Frío está riquísimo, pero también podéis tomarlo caliente.






La etiquetita tan mona que veis colgando del tarro la compré en etsy. Se trata de un pdf imprimible para San Valentín con tarjetitas cuquis en blanco y negro que podeis colorear a vuestro antojo. Las podéis usar en vuestro regalo de San Valentín, para el desayuno, la merienda... Rienda suelta.
Esa manzanita roja... ¡¡¡¡me encanta!!!!!









2 comentarios:

  1. Que rico! Me encanta la mezcla de ingredientes que has utilizado para preparar este delicioso Smoothie...¡me llevo la receta! ;) bss

    ResponderEliminar
  2. Pero que pinta que tiene!!! Así da gusto levantarse un poquito antes para desayunar bien!! Besos

    ResponderEliminar

Los comentarios son siempre recibidos con gran alegría. Deja tus palabras y sabré que has estado aquí. Te agradezco enormemente la visita y me llena de satisfacción que dediques unos minutos a dejarme constancia de ella.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails